El vampiro romántico

Written by John Doe on domingo, 28 de febrero de 2010 at 12:02

Fragmentos del artículo de José Luis González en Cine y Letras:

El lector debe situarse en la Europa oriental de hace más de trescientos años para entender en que circunstancias es engendrado el vampiro literario. Veamos: en 1693, la publicación parisina Le Mercure Galant se hace eco de unos extraños fenómenos que se están produciendo en Polonia y Rusia. Unos seres allí denominados upirtz (striges en latín) atacan a los lugareños y al ganado, con el fin de alimentarse de su sangre.
Lo más sorprendente es que dichos seres son, supuestamente, cadáveres vivientes. Pese a que Occidente se hace eco de las noticias en 1693, estos sucesos han sucedido durante décadas en el levante europeo.
El público lector se muestra estupefacto ante tales hechos, y dicho sentimiento crece a medida que se multiplican los testimonios sobre las actividades de los no muertos. Unas actividades que, por cierto, irán aumentando en número y espectacularidad, sobre todo a partir de la segunda década del siglo XVIII.
Por esas fechas, el Imperio Otomano cede territorios en Europa del Este, incluida una importante porción de Serbia, debido a una derrota militar. Llegan nuevas noticias a occidente. En ese momento, eclosiona el fenómeno, que se extiende de norte a sur de Europa oriental: desde Rusia a las islas griegas, concentrándose especialmente en la zona de los Balcanes.
Famoso es el caso de Piort Plojogowitz, fechado en 1728 por Montague Summers y en 1725 por otros autores. Acaeció en Kisolova, la actual Serbia, donde Plojogowitz volvió a la vida y asesinó a diversos familiares y vecinos. Todo ello tras su fallecimiento a los 62 años.
Según la citada versión, las víctimas oscilaron entre siete y diez, y perecieron debido a una masiva pérdida de sangre. Las autoridades tomaron cartas en el asunto y se exhumaron los cuerpos de Plojogowitz y sus supuestas víctimas. Hallaron a los cadáveres en excelente estado de conservación, pese al tiempo transcurrido desde las muertes. Fue entonces cuando el verdugo procedió a atravesar sus corazones con
 estacas. Tal acción puso fin a la aparición de espectros chupasangres. (...)

Los primeros vampiros literarios
En opinión de los expertos, es La nueva Eloisa, novela de J. J. Rousseau publicada en 1761, la obra seminal del movimiento romántico. Sin embargo, anteriormente, en 1748 el vampiro ya había hecho su debut literario en el poema Der Vampir, obra del poeta alemán Heinrich August Ossenfelder.
Las primeras andanzas del vampiro en el mundo de la poesía, a lo largo del siglo XVIII, se deben a autores germanos. A Ossenfelder le siguieron Thomas Burgüer con su obra Lenore (1773) y Goethe con La novia de Corinto (1797), sin duda la más popular en este ámbito.
Más que el vampiro que conocemos, el protagonista de estos versos es una figura que debe calificarse como proto-vampírica. Apenas está perfilada, y se acerca más a la lamia de la antigüedad clásica que al no muerto centroeuropeo.
Estos seres, féminas en su mayoría, vuelven de la tumba para satisfacer sus necesidades amatorias… y alimenticias. Sus víctimas/amantes se entregan sin resistencia, y quedan así perfilados el eros y el thanatos, los dos elementos inseparables de la figura del vampiro.
Este protovampiro asume un físico de extremada belleza y una ígnea y funesta pasión, de la que eran tan devotos los románticos. De aquí, como más de un lector habrá imaginado, surge el estereotipo de la femme fatal.
El argumento de La novia de Corinto es bien claro al respecto: un joven recibe la visita del espectro de su prometida. Ella pretende consumar el matrimonio que la muerte ha impedido, y también quiere alimentarse de la sangre de su amado.
Goethe, en la más pura tradición romántica, escribió esta balada basándose en ciertas leyendas locales referentes al tema y en ciertas obras de la antigüedad clásica. El autor dota al vampiro de una suprema rebeldía frente al Todopoderoso. No en vano, obvia la muerte para regresar junto a su amor y así gozar de los placeres que son exclusivos de los mortales
Con posterioridad, los poetas británicos de principios del siglo XIX, que también adjudicaban una fuerte carga sobrenatural a sus creaciones, recogieron el testigo de sus antecesores alemanes.
De hecho, Leonore gozó de gran popularidad en Inglaterra cuando el texto fue traducido en 1796. Influyó en Coleridge a la hora de escribir Christabel y, supuestamente, indujo a Percy B. Shelley a dedicarse a la poesía.
Existe imaginería vampírica en obras como La rima del anciano marinero, de Coleridge, o Lamia, de Keats, título elocuente, basado en una leyenda recogida en La vida de Apolonio de Tiana de Filostrato.
También está presente esa imaginería en Thalaba el destructor, de Robert Southey, quien realizó una investigación sobre el vampirismo para documentarse. Fíjense que llega a citar casos como el de Arnold Paole en el prólogo.
Corresponde a la misma categoría El Giaour, de Lord Byron, autor al que me referiré más adelante.
El rasgo más característico que aportan los románticos al vampiro literario es el de otorgarle la categoría de personaje cainita o satánico. Ahí queda de manifiesto el punto de vista de Satanás en El paraíso perdido, de Milton. Es un personaje maldito y patético, castigado por incumplir o infligir alguna ley suprema, convertido en una espantosa criatura que, como dice Montague Summers, viene a ser un “paria entre los demonios”.
Las andanzas de Lord Ruthven
El vampiro es introducido en la prosa literaria por John W. Polidori, creador de una obra “que posee un interés que va más allá de su mérito literario”, en palabras de E.F. Bleiler.
Titulada El vampiro, la pieza fue publicada en 1819 por la revista londinense New Monthly Magazine. Narra la relación del joven e ingenuo Aubrey con el satánico Lord Ruthven, quien más tarde se nos revela como un no muerto. Aubrey debe evitar que el chupasangres contraiga matrimonio con su hermana y se sacie con ella.
En el momento de su publicación, la autoría de El vampiro fue atribuida a Byron, cuestión que posteriormente desmentiría él mismo. Sin embargo, debemos concederle a él la autoría moral e intelectual, ya que Ruthven, en el reflejo que plantea Polidori, no es otro que el propio Byron....
Respecto a los atributos que Polidori toma del vampiro de las leyendas europeas, aclararé que son prácticamente inexistentes. Es posible suponer que conocía esa creencia según la cual las personas que son malvadas en vida se convierten en vampiros tras su muerte. Pero la mayoría de las características que encarna Ruthven son creación exclusiva de Polidori.
El escritor otorga a su criatura una fuerza sobrehumana y la dota de una posición aristocrática. Sin embargo, algunas de las invenciones del buen doctor han sido poco o nada explotadas, como la capacidad camaleónica de Ruthven y cierto poder de ofuscación similar al glamour de las hadas y otros seres sobrenaturales. Este poder lo utiliza para no ser reconocido en su reentrada en la alta sociedad londinense, tras asumir la identidad de conde Marsden.
Por otro lado, no hay referencias a los medios de defensa contra el vampiro. Tampoco se alude a si está atado por ciertas limitaciones o debe respetar algunas costumbres.
Físicamente, Ruthven, con su piel de tono pálido y mortecino y su mirada intensa, es un arquetipo byroniano, y por consiguiente, heredero de los villanos de la novela gótica.
Su belleza, melancólica y apagada, es la del Satanás de Milton. Una belleza maldita que, como señala Mario Praz, es atributo permanente del ángel caído.
Si parafraseamos a Milton, hay algo en Ruthven “cuyo aspecto y cuyas actitudes rebelan la salvaje energía de una criatura que no era (...) de esta tierra”.......
No despertéis a los muertos.........
Algunos autores señalan otra obra como el relato seminal del género vampírico: No despertéis a los muertos. Se desconoce la identidad de su autor y siempre fue atribuido al alemán Ludwig Tieck. Sin embargo, la introducción al relato que figura en la antología Vampiria se asegura que el autor es Ernst Raupach, y se fija la fecha de publicación original en 1823, cuatro años después de que Polidori escribiera su obra.
En cualquier caso, el autor germano coincide con el inglés en que sitúa al personaje central lejos del patrón de las leyendas de Europa oriental.
No despertéis a los muertos narra cómo Walter, mediante el concurso de un hechicero, resucita a su fallecida esposa con el fin de volver a gozar del amor físico. Sin embargo, la resucitada Brunilda precisa de sangre para poder mantener su nueva vitalidad.........
Dato interesante: el autor, sea Tieck o Ernst Raupach, crea a un ser que evita la luz diurna, y establece su debilidad en las noches de luna llena. 
La muerta enamorada
El año 1836 señala otro de los hitos de la literatura vampírica romántica, con la publicación en la Chronique de Paris de La muerta enamorada, obra de Teophile Gautier.......
Gautier combina las figuras de la lamia y el súcubo. Esto es: el ser que se esconde bajo la belleza de una mujer para saciar su sed de sangre humana y el demonio que adquiere forma de mujer para seducir a los hombres y extraerles sus fluidos vitales. Le añade las características del cadáver que regresa de la tumba, y así crea el prototipo de vampiro femenino, que al igual que sucede con J. Polidori será perfeccionado por otro escritor. En este caso, Sheridan Le Fanu, el autor de Carmilla............
Gautier presenta al vampiro reposando en su tumba y describe cómo los protagonistas recurren a ciertos instrumentos religiosos para destruirlo. Sin duda, el francés es más generoso que su antecesor a la hora de añadir elementos que conforman el canon vampírico.
En mi opinión, aquí también aparece el glamour como uno de los poderes del vampiro, aunque usado de manera diferente que en el relato de Polidori................
Varney el vampiro, o El festín de sangre
Anteriormente les indiqué las imitaciones y homenajes que suscitó El vampiro, de Polidori, al margen de sus adaptaciones al teatro, la música y la ópera.
Uno de los remedos más conocidos es Varney el vampiro, o El festín de sangre (1847). Este abigarrado folletín, de casi novecientas páginas, es una sucesión de los burdos recursos extraídos de las novelas góticas....
La familia del Vurdalak
En 1847, por la misma época en que salió de imprenta Varney, vio la luz La familia del Vurdalak, escrito originalmente en francés por el ruso Alexei Tolstoi. Conviene destacar la nacionalidad del autor, pues fue el primer contribuyente al género que era natural de un país donde se habían producido casos de vampirismo............
Nos presenta el vampirismo como un mal con capacidad de transmisión. También muestra cómo el vampiro suele empezar su macabra existencia buscando víctimas entre sus familiares más allegados. Introduce elementos como el poder de ser reconocido por los animales –así lo hace el perro de Gorsha–, a pesar de que su verdadera condición pase desapercibida a los humanos. Este vampiro también rechaza los símbolos religiosos (Gorsha se niega a recitar una oración).
La mayoría de estos elementos están recogidos en los casos de vampirismo que mencioné al principio. Además, por una cuestión de proximidad, tiendo a creer que el escritor ruso poseía conocimientos de primera mano sobre el tema.
En todo caso, el mayor mérito de Tolstoi es el de crear un relato cien por cien terrorífico. El viajero de su historia comprueba, a su llegada, el clima de inquietud reinante: una sensación que cede paso a un horror cada vez más desatado.
Aquí el vampiro no es un aristócrata, sino un plebeyo, en consonancia con el no muerto del folklore. Tampoco hay lujo en la ambientación: todo transcurre en una granja de una remota zona europea.
Este vampiro no es un monstruo social ni un funesto amante. Es un ser de ultratumba que pretende sobrevivir con la sangre de su propia familia. Para ello no duda en aprovecharse de la inocencia e ingenuidad de uno de sus nietos, al que convierte en su primera víctima, lo cual añade mayor crueldad y sordidez a la trama.
A diferencia de los relatos hasta ahora mencionados, en la obra de Tolstoi las víctimas del vampiro sí se convierten en no-muertos...............
La bella vampirizada
El romanticismo se extingue a mediados del siglo XIX, y un gran novelista, Alexandre Dumas padre, es el último contribuyente al subgénero con su cuento La bella vampirizada............
Respecto a los atributos del vampiro, Dumas abunda en ciertos aspectos bastante interesantes. Cuando Eduvidge comienza a sufrir los ataques de Kostaki, cae presa de un profundo sopor y sólo acierta a recordar un pinchazo en el cuello. Con el paso de los días, comienza a decaer su salud y descubre una pequeña señal en el cuerpo.
Este pasaje es totalmente fiel al espíritu vampírico, y recuerda a otros de la novela Drácula, de Bram Stoker, en particular los que describen el modo en que el conde comienza a atacar a Lucy Westenra.
Eduvidge es pionera en el hecho de usar una ramita de boj sumergida en agua bendita, equivalente al ajo, para defenderse de los ataques de Kostaki.
También es pionero el método usado para eliminarlo: una espada bendecida, perteneciente a un cruzado. Sin duda, este sistema de eliminación entronca directamente con el utilizado en Drácula.
Los motivos que sumen a Kostaki en la condición de vampiro son dos. Primero, es un suicida, ya que se ensarta a propósito sobre la espada de su hermano. Y segundo, su estirpe está maldita, puesto que un antepasado asesinó a un sacerdote y sufrió la excomunión. En definitiva, se trata de dos factores que provocan el vampirismo.
A mi modo de ver, la obra de Dumas ocupa una posición más importante de la que se le suele otorgar en el género. Al margen de sus cualidades literarias, que no son despreciables, perfecciona y concreta en mayor grado el prototipo de Polidori, y consolida los ingredientes que dieron paso al mito del Conde Drácula.

                        Vampire Coltrane (MayYeo)                             
                                                                                                                                                                                                                                                     

Un poco de humor

Written by John Doe on sábado, 27 de febrero de 2010 at 13:10

Ante tantas pálidas (terrible lo del terremoto en Chile), un poco de humor.

                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                                     

Los pitufos - Schtroumpf

Written by John Doe on at 08:34

Sí, ya sé lo que deben pensar: ¿qué tienen que ver los pitufos con los vampiros? Sin embargo, no enloquecí y tengo mis razones para incluirlos.
Por un lado, como todo sobreviviente de los ochenta, recuerdo la leyenda maldita de los pitufos según  la cual los muñecos cobraban vida y mataban a sus dueños o a sus familias por la noche. Yo no tenía más que algún dibujo, pero hubo niños que tiraron a la basura o enterraron o quemaron sus muñecos por el pánico que sembró esta leyenda urbana. Ahora puede resultar ridículo, pero cuando uno tiene 9 años la oscuridad es algo muy serio. Se habló de satanismo y no sé cuántas otras cosas y al final desaparecieron de escena.
Por otro lado, tenemos a Sergio Bleda y Alberto López Aroca quienes en el 2004 publican una breve historia de vampiros con la base de "Los Pitufos". El comic de 3 páginas se llama "Schtroumpf", Una aventura de Jakob el vampiro.
Copio lo que dijo Bleda en un foro sobre el tema:
"Sobre la ferocidad de los pitufos:
Nuestra teoría es que las historias de Peyo son una "dulcificación" (¿existirá esa palabra?) de la realidad. Al igual que la historia de caperucita que ha llegado a nuestros días es mucho mas amable que la original popular, los tebeos de Peyo son historias para niños sobre unos seres que, en realidad, eran un raza de duendes malignos.
En la primera aparición de Gargamel vemos que es un alquimista y necesita un pitufo para la piedra filosofal, sin embargo esta meta parece desaparecer y la única obsesión del brujo es acabar con todos ellos. Creemos que los pitufos acaban por volverle loco.
Los pitufos son longevos, existen y, por supuesto, en realidad son peligrosos, sobre todo si los molestas.
De hecho imagino que ahora deben andar cabreados por lo que le estamos haciendo al entorno natural. A no ser que una constructora haya edificado sobre el país maldito y los bulldozer acabaran con ellos.
Sobre el siglo XVIII:
Caray, veo que a veces merece la pena documentarse.
Efectivamente, esa es la época en la que Jakob el vampiro es vampirizado y comienzan sus aventuras como tal. Aventuras que continuan hasta nuestros días como puede verse en mi serie (editada por Planeta DeAgostini hace unos años) "El Baile del Vampiro"
Sobre Jakob:
Porque Jakob no es otro que el "Jacob" que aparece en dicha serie. El paso de los siglos ha cambiado una letra pero sigue siendo el mismo personaje.(...)

Efectivamente el esqueleto del gato es el de Azrael. Pero, además, la idea de Alberto es que el gato que aparece acosando al pitufo, de cuya sangre acaba alimentándose Jakob (lo que propicia que las criaturas azules se acaben poniendo de parte del vampiro) es un descendiente directo de Azrael. Lo cual, si lo piensas, tampoco es tan disparatado. (...)
Pues sí, por ahí va la cosa.
Y es que cuando la gente piensa en hadas o duendes tiene una idea demasiado edulcorada para mi gusto.
No se si recordais esa escena de la película "Laberinto" de Jim Henson en que la chica recoge un hada del suelo y esta, de inmediato, le muerde la mano.
-"¡Me ha mordido!"- exclama
-"Claro"-responde el enano- " es un hada, ¿qué esperabas que hiciera?"
-"Pensaba que concedían deseos"
-"Eso demuestra lo poco que sabes""



                                                                                                                                                                                                                                 

The Vampire Diaries

Written by John Doe on miércoles, 24 de febrero de 2010 at 13:38

Esta serie basada en la saga de LJ Smith va por la primera temporada (hasta mayo). Yo no puedo hablar mucho sobre la misma porque sólo vi el piloto. A grandes rasgos parece una versión más oscura de Crepúsculo, aunque las novelas son previas a las de Meyer (1991). La trama gira en torno a una adolescente llamada Elena que se convierte en objeto de disputa entre los hermanos Salvatore. Stefan Salvatore es un vampiro bueno, mientras que Damon (interpretado por Ian Somerhalder, Boone en Lost) es el malo. En síntesis, un triángulo amoroso con elementos sobrenaturales.
Sigo prefiriendo True Blood.


Ver la primera temporada online subtitulada o descargar.
                                                                                                                                                                                                    

Diario de un vampiro

Written by John Doe on martes, 23 de febrero de 2010 at 09:39

Después de la inundación, la conexión a internet se volvió inestable: un rato sí, un rato no. Espero que esto que escribo pueda ser publicado.
El otro día vi la película británica Vampire Diary (2007) que no tiene ninguna relación con la serie casi homónima de televisión. El film tiene esa estética desprolija del documental ahora tan de moda en las películas de terror (El proyecto Blair Witch, Paranormal, Lake Mungo, etc). Así que no esperen que la cámara se quede quieta.
La película trata de una chica que está haciendo un documental sobre "vampiros", jóvenes góticos y rockeros que viven obsesionados con los vampiros y hasta hacen intercambios de sangre. A ese grupo llega Vicky, una nueva Carmilla, que no sólo comenzará a alimentarse de ellos sino que iniciará una relación amorosa con la protagonista. Sí, es una historia de lesbianas, con mucho desnudo femenino y ratoneo.
En lo personal, la película me pareció regular, demasiado repetitiva (me cansé de ver a la vampira maquillándose).
Lo bueno: Es más realista que otras películas de vampiros (no explotan con la luz o duermen en ataúdes), la actriz que interpreta a Vicky es la élfica Nuala de Hellboy 2, la práctica pistola de clavos, el trago licuado de sangre, hielo y ¿salsa tabasco?, los flashbaks.
Lo malo: Es muy reiterativa, el bar dark es tan cliché que podría servir de decorado a The Big Bang Theory en este episodio de la tercera temporada...




¿Cuántas veces va a mostrar gente cortándose con hojas de afeitar? (Síndrome del cutting) El embarazo vampírico producto de una violación... Hum... Me recuerda a Angel y su subtrama de telenovela. El tema de los colmillos arrancados en la infancia no queda claro: ¿eran colmillos "de leche"? Porque a la actriz no le falta ningún diente. En definitiva, buenas intenciones...

Para ver online

Otra película que también toca el tema de los vampiros (aunque no lo explicita) y el lesbianismo es "Jennifer's Body". Ahí prima el tono de comedia y la cuestión adolescente con baile de graduación incluido. La trama es muy lineal y se sostiene por las actuaciones. Megan Fox se perfila como una nueva Angelina Jolie.


                                                                                                                                                                                                                                                                                          

Broadway oscuro

Written by John Doe on domingo, 21 de febrero de 2010 at 10:54

De nuevo vuelvo a los musicales, ahora con nuevos links de descarga:

BAT BOY (London 2004)
CARMILLA (Original Broadway Cast 1972)
DRACUL (1996)
GOLEM (Chekoslovakia) 
JACK, EL DESTRIPADOR (Argentina - Juan Rodó)
JECKYLL & HYDE (Original Broadway Cast)
NOSFERATU (1995) 
POE (Studio Cast)
SWEENEY TODD (Original Broadway Cast)
SUNSET BOULEVARD (Los Angeles Cast)
THE ROCKY HORROR SHOW (Original Cast)
TRUE BLOOD (banda de sonido de la serie)
ZOMBIE BALL (Alemania)
ZOMBIES FROM THE BEYOND (Broadway Cast OFF)
ZOMBIE PROM (Original Broadway Cast OFF)

Datos de http://gelo-mismusicales.blogspot.com


                                                                                                                                                                                          

Creencias en el siglo XIX (citas en inglés)

Written by John Doe on sábado, 20 de febrero de 2010 at 09:27

"The belief in bloodsucking spectres, also called vampire», is very old. The modern Greeks, according to Tournefort's Relation d'un Voyage du Levant (1st vol., p. 32), call such monsters broucoloxas ; but even the ancient Greeks had their empousai; and the lamiae and lémures of the Romans originated from the same superstition. In 1732, great commotions were caused in Hungary, and particularly in Servia, by the general belief in human vampires, so that investigations were instituted by the government. The common people believed that the bodies of persons who died under sentence of excommunication for sorcery or other crimes, did not decay, but devoured their own flesh, and, during the night, left their graves, and sucked the blood of persona with whom they had been connected, so as to kill them." Enciclopedia americana (1832)

"This popular belief in Vampires is not confined to Crete and Greece; but, as most of my readers will be aware, is very widely spread : they are found in Dalmatia, Hungary, Moravia, and other countries.
During the middle ages, a belief in ravages committed by similar monsters, was not confined to poets, in our own island, but formed an article of generally prevalent superstition among the people, and, like the equally absurd belief in witchcraft of more recent times, was shared with them by the clergy.
William of Newbury, who flourished in the twelfth century, relates that, in Buckinghamshire, a man appeared several times to his wife, after he had been buried. The aid of the church was called in, as is still done on similar occasions by the Greeks. The archdeacon and clergy thought it right to apply to the bishop (of Lincoln), who learnt that such events were of frequent occurrence in England, and that the only known remedy was to burn the body, which, on opening the grave, was found in the same state as on the day of its interment. The same author mentions a similar story, the locality of which was the town of Berwick-upon-Tweed, where the body was cut in pieces and burnt. Another Vampire was burnt at Melrose Abbey. He had been a very worldly priest, and so fond of hunting that he was commonly called Hundeprest. A still worse case occurred at a castle in the north of England, where the Vampire so frightened all the people, that no one ever ventured out of doors between sunset and sunrise, " Ne forte oberranti monstro sugillandus occurreret." The sons of one of his supposed victims at length opened his grave, and pierced his body, from which a great quantity of blood immediately flowed, and plainly proved how many persons had been his victims.....
(The Morlacchians seem to have found the burning or boiling described by Calmet and Ricaut unnecessary : " When a man dies suspected of becoming a Vampire or Vukodlak, as they call it, they cut his hams, and prick his whole body with pins, pretending that, after this operation, he cannot walk about. There are even instances of Morlacchi, who, imagining that they may possibly thirst for childrens' blood after death, intreat their heirs, and sometimes oblige them to promise, to treat them as vampires when they die.") " Robert Pashley, Travels in Crete (1837)

"The other superstition to which we have adverted, is still more extensively received than that just described. It is called Vampirism, and prevails very much amongst the common people in Poland, Hungary, and Turkey; but is happily unknown to the British islands. A vampire, is one who has died, but leaves his grave occasionally, to torment, and sometimes to seek the blood of the living. An instance of the most lamentable nature indeed, of the effects of this horrible delusion, was witnessed in Illyria by the collector of these ballads. He was staying at the house of a rich Morlac, and one night he was merrily conversing with his host, when their attention was attracted by a dismal cry, which issued from an adjoining chamber, where the wife and daughter had been together in bed. The former exclaimed, "A vampire, a vampire— my poor girl is dead." The young woman had already fainted in her mother's arms. As soon as she was somewhat recovered, she declared that she saw the window open, and a ghastly figure, in a winding-sheet come in; that he threw himself upon her, and bit her neck. By the description of the person, it was concluded that the vampire was a man named Wiecznany, who had been buried fifteen days before. Consternation filled all hearts, and a resolution was entered into, to disinter the body of the vampire, and burn it.
' At the break of day,' continues the writer, ' the whole village was in motion : the men were armed with guns and short swords; the women carried red irons, and the children were loaded with sticks and stones. In this manner they proceeded to the church-yard, amidst the most tumultuous cries and execrations on the vampire. As every body wished to have a hand in the affair, the exhumation went on but very slowly, and numerous accidents, no doubt, would have taken place, were it not for some old men, who had influence enough to contrive that the work should be left to two men only. As soon as the winding-sheet which enclosed the body was lifted up, a horribly piercing cry arose, which made my hair stand an end. It proceeded from a woman who stood near me—" He is a vampire—the worms have not touched him;"—and the exclamation was re-echoed by a hundred voices. The head of the dead man was now broken into fragments ; the father and relations of the poor patient being amongst the foremost to strike, whilst some of the women received on their handkerchief some of the red.liquor that oozed from the body, and which was to be rubbed to the girl's neck.'—pp. 148—150.
The body was afterwards burned before the door of the Morlacs, where the unhappy girl lay pining away. Such is the omnipotence of the imagination—she daily grew worse—she resisted every description of influence which was applied to her body or mind ; and on the eleventh day after the suppposed visitation, she breathed her last."  The Monthtly review, vol. 6 (1827)


 SnowWhite (Cypherx)
                                                                                                                                                                                                                                                       

POPULAR TRADITIONS. VAMPIRISM.

Written by John Doe on at 09:10

The prevailing spirit of mankind changes with the changing times; and the silent lapse of ages has imperceptibly wrought a great revolution in our sentiments. The astonishing credulity of our forefathers is followed by an equally preposterous pride in their descendants. Many philosophers of the present day at once deny the existence of any questionable thing which does not come under the immediate cognizance of their senses, thus absolutely contradicting many circumstances which are not impossible in their nature, and are often attested by numerous and competent witnesses. In acting thus they imagine they are exalting the power of reason, while they are really abandoning its most excellent prerogative—that of determining the force and evidence of presumptive proofs. The truth of several facts may be uncertain, and they are now therefore entirely discredited, and regarded with mingled pity and derision, though their unqualified denial converts the philosopher into a dogmatist.
On the other hand many circumstances, in their nature utterly impossible, have at different times been implicitly believed ; and if they are handed down to us on the concurrent testimonies of men of undoubted reputation, we must attribute such conviction to the ignorance that received, or the deception that contrived them.
We may therefore reduce under two classes the several doubtful traditioifs which have been delivered to us from more remote and credulous ages. They are either such as we must immediately reject from their intrinsic absurdity; or such as, though incapable of demonstrative proof, are yet reducible within the limits of probability; and of these latter we must receive many with different degrees of belief. We do not, however, propose giving a formal refutation of some and a defence of others—we have only given these prefatoryobservations to enable us, by adopting the above classification, to express our opinion of the credibility of such stories as we may bring forward under the head of  Popular Traditions. (...) " In a certain canton of Hungary, which is called in Latin Oppida Heidonum, on the other side the Tibiscus, vulgarly called the Teysse ; that is to say, the river which washes the celebrated territory of Tokay, as also a part of Transilvania ; the people known by the name of Heydukes believe that certain dead persons, whom they call vampires, suck the blood of the living, insomuch that these people appear like skeletons while the dead bodies of the suckers are so full of blood, that it runs out at all the passages of their bodies, and even at their very pores. This odd opinion of theirs they support by a multitude of facts attested in such a manner, that they leave no room for doubt. We shall here mention some of the most considerable.
" It is now about five years ago, that a certain Heyduke an inhabitant of the village of Medreiga, whose name was Arnold Paul, was bruised to death by a hay-cart, which ran over him. Thirty days after his death, no less than four persons died suddenly, in that manner wherein, according to the tradition of the country, those people generally die who are sucked by vampires. Upon this a story was called to mind, that this Arnold Paul had told in his life-time, viz. that at Cossova on the frontiers of the Turkish Servia, he had been tormented by a vampire; (now the established opinion is, that a person sucked by a vampire, becomes a vampire himself, and sucks in his turn.) But that he had found a way to rid himself of this evil by eating some of the earth out of the vampire's grave, and rubbing himself with his blood. This precaution however did not hinder his becoming a vampire; insomuch that his body being taken up forty days after hig death, all the marks of a notorious vampire were found thereon. His complexion was fresh, his hair, nails, and beard were grown; he was full of fluid blood, which ran from all parts of his body upon his shroud. The hadnagy or bailiff of the place, who was present at the taking of him up, and who was a person Well acquainted with vampirism, caused a sharp stake to be thrust, as the custom is, through the heart of Arnold Paul, and also quite through his body; whereupon he cried out dreadfully as if he had been alive. This done, they cut off his head, burnt his body, and threw the ashes thereof into the Saave. They took the same measures with the bodies of those persons who had died of vampirism, for fear that they should fall to sucking in their turns.
" All these prudent steps did not hinder the same misehief from breaking out again about five years afterwards, when several people in the same village died in a very odd manner. In the space of three months, seventeen persons of all ages and sexes died of vampirism, some suddenly, and some after two or three days suffering. Amongst others there was one Stanoska, the daughter of a Heyduke, whose name was Jovitzo, who going to bed in perfect health, waked in the middle of the night, and making a terrible outcry, affirmed that the son of a certain Heyduke whose name was Millo, and who had been dead about three weeks, had.attempted to strangle her in her sleep. She continued from that time in a languishing condition, and in the space of three days died. What this girl had said, discovered the son of Millo to be a vampire. They took up the body, and found so in effect. The principal persons of the place, particularly the physician and surgeons, began to examine very narrowly, how, in spite of all their precautions, vampirism had again broke out in so terrible a manner. After a strict inquisition, they found that the deceased Arnold Paul had not only sucked the four persons before mentioned, but likewise several beasts, of whom the new vampires had eaten, partcularly the son of Millo. Induced by these cireumstanoes, they took a resolution of digging up the bodies of all persons who had died within a certain time. They did so, and amongst forty bodies, there were found seventeen evidently vampires. Through the hearts of these they drove stakes, cut off their heads, burnt the bodies, and threw the ashes into the river. All the informations we have been speaking of were taken in a legal way, and nil the executions were also so performed, as appears by certificates drawn up in full form, attested by several officers in the neighbouring garrisons, by the surgeons of several regiments, and the principal inhabitants of the place. The verbal process was sent towards the latter end of last January to the council of war at Vienna, who thereupon established a special commission to examine into these facts. Those just now mentioned were attested by the Hadnagi Barriarar, the principal Heyduke of the village, as also by  Battner, first lieutenant of prince Alexander of Wirtemberg, Flickstenger, surgeon major of the regiment of Fnrstemberg, three other surgeons of the same regiment, and several other persons."...

The Dublin Inquisitor (1821)



Dead Set

Written by John Doe on viernes, 19 de febrero de 2010 at 16:17

Con Buenos Aires inundada por 80 mm de lluvia torrencial y el desborde del arroyo Maldonado no he podido salir esta noche, así que he recopilado algunos comics sobre vampiros cuyos links de descarga ya agregué.
También vi el primer capítulo de la miniserie inglesa "Dead Set" que me parece fenomenal. Imaginen una historia de zombies con música de Mika en medio del programa de Gran Hermano.
Claro que te tienen que gustar los zombies (esos primos lerdos de los vampiros, jeje) y todo ese gore hambriento que representan. No sé. Me gustó la unión de no-muertos con la banalidad de Gran Hermano (otros zombies, pero de otro estilo). Hasta la conductora se parece un poco a Soledad Silveyra...(la conductora argentina del programa que afortunadamente no está ahora en pantalla) Ya podía ver a Solita lamiendo los huesos de alguna pobre víctima.
Pueden verla online o descargarla.


Y si hablamos de zombies, creo que debo hacer una mención especial a la trilogía Resident Evil.  Personalmente la primera película me parece la mejor, pero todas tienen algo para destacar. Admito que tengo debilidad por Milla Jovovich...:)

                                                                                                                                                                                                                                   

Asistente de vampiro

Written by John Doe on at 09:52

Ayer vi Cirque du Freak y me decepcionó. Ahora entiendo por qué no le fue bien en la taquilla a este pariente pobre de Harry Potter. Confieso que no leí los libros, pero después de ver la película tampoco me interesa hacerlo. El mensaje moral - teniendo en cuenta de que es un producto para jóvenes - es confuso y no me convence mucho. La trama se centra en la lucha entre un grupo de vampiros buenos (a los cuales se incorpora Darren) y un grupo de vampiros malos o vampanezes (donde entra Steve, el ex-mejor amigo de Darren). Que el autor haya elegido un circo de fenómenos en vez de un colegio (pienso en Hogwarts), ya habla de una postura. Cualquiera que haya visto Freaks de Todd Browning (1932) sabe a qué me refiero.
Así, tenemos a un personaje que engaña a su familia y la hace sufrir al convertirse en vampiro (mejor haberlo hecho huérfano desde el inicio), abandona a su amigo y es, sin embargo, Mr. Perfecto. ¿Nadie leyó "El cuentista" de Saki? Por otro lado, el sufrido hijo de una alcohólica está destinado a ser malo sin redención desde el principio del film. ¿Quién es la primera víctima? Un profesor. ¿Dónde tienen al hombre-lobo? En una jaula mugrienta que cualquier Sociedad Protectora de Animales prohibiría. No esperen criterio de valores aquí.
Más allá de eso, y considerando a la película como mero entretenimiento, a mí me resultó lenta. Ojo que tal vez sea cosa mía.

Lo bueno: la espectacular secuencia de títulos digna de un Oscar, algunos chistes, el hecho de que los vampiros no tengan colmillos, la mayoría del elenco: John C. Reilly, Willem Dafoe, Josh Hutcherson (el chico de Puente a Terabithia), Patrick Fugit (del film Almost Famous) y el magnífico pero desaprovechado Ken Watanabe (actor de El último samurai, Cartas desde Iwo Jima, Memorias de una geisha y Batman begins).
Lo malo: el actor protagónico que parece de madera y no refleja ninguna emoción real, los molestos fuera de foco, las peleas poco creativas.

En síntesis, la película no es mala pero no sé si filmarán las secuelas.


Steve (Hoshi Midori)

Descargar película (contraseña: WwW.malditoinsuco.com.ar)
                                                                                                                                                                                      
                                                                                                                                                                                                            

Listado de libros para jóvenes

Written by John Doe on jueves, 18 de febrero de 2010 at 16:23

 Este es un listado que encontré en internet de libros vampíricos orientados al universo juvenil. Solamente copio aquellos que no he podido conseguir para sumar a las descargas. Espero poder hacerlo algún día.

LATORRE, José María. La leyenda del segundo féretro.
LATORRE, José María. La mirada de la noche.
LATORRE, José María. La profecía del Abad Negro.
MARTÍN, Andreu. Los vampiros no creen en Flanagans.
MARTÍN, Andreu. Vampiro a mi pesar.
TOLSTOI, Alexéi Konstantinovich. “La familia del Vurdalak”.
VVAA. Cuentos de Vampiros. Madrid: Gaviota.
VVAA. Drácula. Madrid: 451 Editores.
VVAA. Sanguinarius: 13 historias de vampiros. Madrid: Valdemar.
VVAA. Vampiros. Madrid: Siruela.
CASTELLS, Ricard. Poco.
HERMANN. Vlad el Empalador.
SFAR, Joann. Gran Vampir.
SFAR, Joann. Vampir.
CROCI, Pascal y PAULY, Françoise-Sylvie. Buscando a Drácula. Cuaderno de viaje de Jonathan Harper.
GOLDEN, Christopher; MIGNOLA, Mike. Baltimore o el valiente soldado de plomo y el vampiro.
JUAN, Ana. Deméter. Cuaderno de bitácora.
MIRCALA, Jack. Siniestras amadas.
SCAFATI, Luis. Drácula.

Hide and Seek (Dholl)
                                                                                                                                                                                    

Sangre Fresca (True Blood)

Written by John Doe on at 10:21

Para los fanáticos de la serie, aquí va mi grano de arena. De todas las series de vampiros que hoy pululan es la única - a mi entender - más interesante. Tiene miles de defectos, pero mantiene el suspenso y me encantan las actuaciones. Claro, Anna Paquin ganó el Oscar a los 11 años (aprox.) por La lección de piano. Y ella es la protagonista. Además tiene el mismo productor de Six Feet Under (Alan Ball), otra gran serie de HBO.
A veces, supongo que para levantar la audiencia, se queda mucho con los desnudos, pero bueno, es televisión. Peor es Tinelli y el baile del caño.

Las primeras dos temporadas pueden verse online o por descarga directa. Después me cuentan.


South Park - Eric Northman 
(Smpobsessor, Devianart)
                                                                                                                                                                                                                                                                               

Antigüedad

Written by John Doe on at 10:04

Hasta no hace mucho, Drácula representaba al vampiro más antiguo, una reliquia medieval en el mundo victoriano imperialista y cientificista. Pero con el tiempo, la literatura ha llevado a los vampiros más allá en el tiempo y los ha mantenido "vivos", casi como momias ambulantes. Los personajes de Anne Rice y Charlaine Harris, para dar algún ejemplo, tienen muchos más de mil años... En la página original de la American Vampire League (derivada promocional de True Blood) uno de los miembros colaboraba con arqueólogos porque pertenecía al grupo de Tutankhamon. Si hubiera vampiros tan antiguos, muchas de las dudas de la historia ya se hubieran aclarado hace tiempo. ¿Dónde está el Arca de la Alianza? (Sí, soy fan de Indiana Jones) ¿Y el misterioso Grial, ahora rescatado en bestsellers por Dan Brown? ¿Existió el rey Arturo? ¿Realmente se abrieron las aguas del Mar Rojo ante Moisés? ¿Por qué Anibal no atacó Roma cuando tuvo la oportunidad?¿Existió la Atlántida? ¿Por qué desaparecieron los mayas? ¿Cómo se construyeron las pirámides de Egipto y las líneas de Nazca? ¿Por qué tuvo que exiliarse realmente el poeta Ovidio? ¿La guerra de Troya? ¿Qué decía el manuscrito de Aristóteles sobre la Comedia? ¿Y los libros quemados en la Biblioteca de Alejandría? ¿Y Cristo?....  Etc Etc...
El vampiro más antiguo que se conoce nació en la época isabelina, así que estamos hablando de unos 450 años como mucho. ¿Por qué no hay vampiros más viejos? Se manejan varias teorías:
1) Cazadores de vampiros: Yo no le pondría muchas fichas a ésta porque toda la documentación que trata de cazadores no hace más que mostrar cómo un par de campesinos (a veces con ayuda oficial) atravesaba con estacas los cuerpos de personas que lamentablemente habían sido enterradas vivas, ya por sufrir de catalepsia o por el apuro epidémico.  Sé que se vendieron kits contra vampiros a los turistas que viajaban a Europa del Este (y aún se venden por ebay: estuche 1, estuche 2, estuche 3, estuche de museo) Algo me dice, sin embargo, que no deben ser muy efectivos. Nunca he conocido ningún cazador - ni siquiera rumores de uno - tipo Blade o Buffy o Alucard.  Pero siempre queda la posibilidad, no está de más ser precavidos.
2) Competencia: No existen reglas o prohibiciones respecto a matar a otro vampiro. Siempre han existido matones y los hay en todas las especies zoológicas. Cuestión de territorialidad, envidia, celos, poder... Elijan...
3) Suicidio: Lo más usual. La inmortalidad es cansadora, especialmente después de perder a todos tus seres queridos. Me acuerdo de mi abuelo que a los 80 años se quedó solo, sin esposa, ni hermanos ni amigos de su edad. Claro, quedaban sus hijas y nietos, pero no era lo mismo. Extrañaba terriblemente... Puedo imaginar lo que se siente no tener a nadie. Y agregarle a eso que el mundo cambia constantemente, que lo que ayer nos parecía mal, hoy es moneda corriente, que la tecnología camina más rápido que nuestros valores y creencias. Que estás solo en un planeta extraño queriendo llamar a casa. El único remedio frente a eso es estar en comunidad, pero tampoco es fácil después de mucho tiempo. Muchos vampiros se suicidan... No sé cómo, pero lo hacen. Es la desesperación tomando el camino más corto.
4) La nueva vida: Esta es mi esperanza y la de muchos, aunque sólo se la diga a media voz y en murmullos. Dice McNally: "Si se permite que el vampiro no sea detectado por siete años, podrá viajar de un lugar a otro, o a un país donde se hable otro idioma y volver a ser humano. Podrá casarse y tener hijos..." Excepto por los siete años de espera (tema que no se cumple), hay quienes afirman que esto es verdad y que luego de un tiempo x el cuerpo se restabiliza y recupera poco a poco las funciones primitivas, incluyendo una muerte definitiva. Ojalá sea así... Lamentablemente si alguno ha vuelto, no lo ha contado. Se estipula que tal vez la persona sufra de amnesia y no recuerde su pasado vampírico. Todo es posible...


Canned Vampire (Polawat)

The red door

Written by John Doe on miércoles, 17 de febrero de 2010 at 14:28

Este es el cuarto capítulo de una sitcom inglesa llamada "The IT Crowd". El episodio no es estrictamente de vampiros, pero tiene una cita divertida a la película Nosferatu.






Descargarla subtitulada o verla online en inglés.

                                                                                                                                                                                           

Los hombres murciélago

Written by John Doe on at 07:42

He vuelto de mi breve viaje a Uruguay. ¡Qué difícil volver a la bulliciosa Buenos Aires! Fue una experiencia fuerte que me dejó pensando... De hecho, viajé con un periodista que estuvo en Haití y lo que contó fue conmovedor. Realmente no tuve ni ganas de usar la computadora.
Pero ahora estoy en casa..
El único animé / manga que me ha gustado es "Inuyasha" (mi parte infantil, supongo) y el episodio que habla de criaturas semejantes a vampiros es este de la tercera temporada:




Para ver la continuación aquí.
                                                                                                                                                                                                                                                           

La muerte es sólo el comienzo

Written by John Doe on jueves, 11 de febrero de 2010 at 17:09

Antes de partir de viaje de nuevo, quisiera escribir un poco sobre el proceso de conversión vampírica. Originalmente se pensaba que el vampirismo era como una epidemia, que cualquier persona mordida por un vampiro se convertía en uno. Esto provocaba una falacia matemática ya que tal reproducción exponencial haría que en poco tiempo todos los seres humanos fueran vampiros (como se ve en las películas de zombies). La versión moderna, para no caer en el mencionado problema, añadió la cuestión de beber la sangre del vampiro "creador". No sé si eso lo inventó Anne Rice, pero ahora aparece en casi todas las historias. Claro, tiene un componente erótico que resulta atrayente. Sin embargo, dudo de la poesía de los jugos gástricos. En un ser humano standard, beber sangre no sirve para nada porque el aparato digestivo no está diseñado para su absorsión. Por supuesto este hecho no detuvo a los tuberculosos (o también personas afectadas de anemia) que bebían sangre en la esperanza de curarse. No funcionó: sólo un vampiro puede alimentarse de sangre...
Eso sin contar a algunos bichos parásitos como las sanguijuelas, los desmodi rotundi y las lampreas.

Esta idea maestro / aprendiz (¿acaso socrática?) no aparece en el folklore: "En Transilvania pueden convertirse en vampiros los criminales, los bastardos, las brujas, los magos, los excomulgados, aquellos que han nacido con dientes u omento, y los niños que no han sido bautizados. El séptimo hijo varón de un séptimo hijo varón está destinado a convertirse en vampiro". Florescu & McNally. Muy amplio, ¿eh? Asimismo se sospechaba "de los pelirrojos, de los nacidos el día de Navidad, y todos los que hubieran nacido en circunstancias excepcionales o presentaran un aspecto algo extraño o una conducta diferente de la normal. Los afectados de labio leporino, por ejemplo, eran particularmente sospechosos. En Grecia, donde la mayoría de los habitantes tenía ojos oscuros, los individuos de ojos azules eran considerados probables vampiros". Biblioteca Time Life. Así ha funcionado siempre la discriminación.

La realidad es que la propensión es genética. Si un individuo posee latente el genoma original de la Generación  Alfa (Cf. el origen de los vampiros), aunque sea en una mínima parte, puede convertirse en vampiro al llegar a un estado de trance de muerte. Esta situación límite no tiene por qué ser una agresión vampírica: puede tratarse de un accidente, una enfermedad terminal o un ataque de un ordinario ser humano.
Como toda propensión genética, no hay seguridad absoluta. Sé de casos de un padre vampiro que mató a su hijo pensando que lo volvería inmortal sólo para descubrir que no tenía más que un cadáver entre los brazos. 
¿Por qué es tan bajo el porcentaje mundial de verdaderos vampiros? Más allá de la cuestión de inmunidad y lo aleatorio del asunto genético, no cualquiera puede transformarse. Ni un niño puede (aunque ahora estén de moda) ni un anciano. Tiene algo que ver con las hormonas. Tanto en la mujer como en el hombre existe una brecha que va desde la pubertad a la menopausia / andropausia que permite el cambio. No antes ni después.

Algún día contaré mi propia conversión que, a pesar de lo que he dicho, sí fue ocasionada por otro vampiro. Lucky me!

Galahad et Mahault, por Alistair Cuttlebrink

Reaper

Written by John Doe on at 16:11

Esta serie creada por Kevin Smith (autor de la controvertida "Dogma", película que recomiendo) tuvo una excelente primera temporada pero luego se volvió aburrida. Por algo la cancelaron. El episodio que pongo a continuación no es el mejor, pero es el único que habla de vampiros.





Descargar "I want my baby back" (2/5).
                                                                                                                                                                                               

Really Big Season Opener

Written by John Doe on miércoles, 10 de febrero de 2010 at 11:56

Primer episodio de la sexta temporada de "Sabrina, la bruja adolescente" (1996-2003). Serie basada en la historieta que aparecía en Archie. Antes de Hermione Granger & Edward Cullen ya existía este comic.






                                                                                                                                                                                                           

La verdadera historia de Drácula

Written by John Doe on at 11:38



Documental de "En busca de la historia".

Misterio a la orden

Written by John Doe on martes, 9 de febrero de 2010 at 15:58

Otro recuerdo para este martes caluroso. Es el turno de Scooby-Doo y su pandilla.
Sin descargar, se pueden ver online "Vampire strikes back" (inglés) y la película "Scooby-Doo y la leyenda del vampiro" (español).


El último de los vampiros rojos

Written by John Doe on at 10:37

¡Cómo me gustaba la serie Sledge Hammer! Creo que la pasaban por canal once antes de convertirse en Telefé. Esta es la primera parte del episodio 9 (2º temporada) con audio latino. Gracias YouTube!!!!





El resto puede verse a partir de este link.
                                                                                                                                                                                       

Vampiros del día

Written by John Doe on at 08:20

Ayer vi "Daybreakers". Es buena, pero nada más. Entretiene. La trama que apunta a la ciencia ficción parece por momentos una continuación de Soy leyenda desde el punto de vista vampírico. Lo mejor es la excelente triada de actores (Sam Neill, Ethan Hawke y Willem Dafoe), la farmaceútica que ordeña la sangre de los humanos con algo de Matrix, la vuelta de tuerca con respecto a la luz solar (aunque no es muy claro) y el enfrentamiento entre los dos modelos cinematográficos de vampiros: el moderno romántico y el murcielagoide salvaje. ¿Sabían que los dos jóvenes estudiantes de La sociedad de los poetas muertos han interpretado a vampiros? Ethan Hawke en esta peli y Robert Sean Leonard (el amigo de Dr. House) en My best friend is a vampire.
Lo malo es insistir sobre lo trillado de vampiros explotando al contacto con estacas o incendiándose al contacto con el sol (y lo ridículo del no reflejo especular). Esos ojos dorados que parecen salidos de un animé... Nuevamente el vampirismo es una enfermedad que hay que curar. Y se vuelve predecible... Pudo ser una gran película pero se quedó en lo seguro. Una lástima.

Otra cosa. Me harta que se insista en comparar la ingesta de sangre con una adicción, como si se tratara de una droga. Proliferan los héroes "abstemios" (desde Daybreakers a Crepúsculo, True Blood, Being Human, etc) que se la pasan sufriendo y controlándose como si hubieran salido de Alcohólicos Anónimos. Señores guionistas y escritores: el símil no es válido. La sangre no es una droga sino un ALIMENTO. No es optativo. Nadie se muere si deja de tomar cerveza (excepto que sea Homero Simpson) o no fuma un porro. O al menos no debería. La sangre para un vampiro es como el pan-nuestro-de-cada-día y no se puede dejar de comer. ¿Por qué habría de sentirme culpable? La mayoría de la gente come hamburguesas y no se martiriza con un cilicio después pensando en las vacas en el matadero. No seamos hipócritas. Acá en Argentina casi todos se relamen con suculentas morcillas en el asado dominical y la morcilla no es otra cosa que un pedazo de tripa relleno de sangre condimentada.
Les paso la receta que encontré en internet por si quieren hacer una parrillada casera:

"De un chancho de unos 120 kilos, una vez degollado, se recoge en un recipiente  toda la sangre, alrededor de 5 litros, batiéndola con mano y brazo desnudo para que no cuaje. De cualquier manera es preferible, luego, colarla para eliminar coágulos que se hubieran formado. Aparte.
Cocine la cabeza del chancho, los cueritos y otras parte cartilagíneas en abundante agua hirviendo y sal. 
Mientras tanto prepare un kilo de cebolla de verdeo cortada y rehogada a media.
Cuando están tiernos los ingredientes puestos a hervir, pero 'al dente' apártelos del agua y deje enfriar. Luego córtelos en trocitos de unos 10/12 milímetros o páselos por la máquina trituradora que tenga estas medidas. Mezcle homogéneamente con la sangre, condimentando con sal (hasta 250 gramos), ají molido (100 gramos) y pimienta blanca molida (50 gramos). Resultará una masa de alrededor de quince kilos.
Para la operación de embutido, puede preparar usted mismo la tripa de cerdo, la más gruesa, o comprarla en cualquier frigorífico ya lista para lavarla y emplearla. El rellenado debe hacerse con mucho cuidado: la presión con que se llena la tripa es de mucha importancia, si la presión es baja el producto una vez cocido se verá arrugado y si es demasiado alta las morcillas se reventarán durante la cocción.
Coloque las morcillas en una olla bien grande, colgadas de un palo con gancho sumergiéndolas en agua que no debe hervir, alrededor de 90º C, durante aproximadamente 45 minutos, y si el agua quisiera hervir,  agregue agua fría. Las morcillas colgantes no deben tocar las paredes calientes de la olla, si no se abren. Para saber cuando están a punto, pinche una, y si no sale sangre, estarán listas.
Sáquelas del recipiente y extiéndelas sobre una mesa o colóquelas en agua natural con circulación unos 20 minutos.  Una vez frías, cuélguelas en cámara frigorífica o heladera haciendo el oportuno espacio.
Estas morcillas pueden enriquecerse con unos kilitos de tocinos cortados en cubitos. O disfrutarlas como morcillas vascas, con el agregado de una generosa cantidad de nueces en cuartos y buenas pasas de uva." 

Bon Appétit!

Juniper tree (no recuerdo al autor de esta obra)

Recomendado

Recomendado

Recomendado

John Doe

Blogger. Ex estudiante de antropología de la Universidad de Buenos Aires. Mis "héroes" son James Frazer,Mircea Eliade, Joseph Campbell y Vladimir Propp.

 
Expediente vampírico © 2008 | Blogger Templates